La tumba de Ida Lupino



Pues yo sé que tú vas a transformarme 
desde el más vil y oscuro infierno 
aunque terminara nuestro proyecto 
con el sucio dialecto del chantaje 

Pondrás un revólver entre mis dedos 
a la hora en que fallece la tarde 
marcharé sonámbulo por las calles 
donde un día secuestraron el sueño 

Volará con nosotros nuestra parte 
de oro y pirámides de dinero 
cuando el fuego les devuelva el mensaje 

Por eso dame la fe que no tengo 
junto a todo el coraje que me falte 
para enmendarte con ellos tu lecho 

Jesús Fernández
16 de Mayo 2004


***Este poema forma parte de la serie Las tumbas de bajo presupuesto
Publicar un comentario en la entrada