El otro (1972)

Película de Robert Mulligan que fermenta como el mejor vino

juegos macabros que acaban en muerte
En numerosas ocasiones el cineasta Robert Mulligan (1925-2008) se acercó al mundo de la infancia. Recordemos títulos como Matar a un ruiseñor (1962) o Verano del 42 (1971), que apelaban a la nostalgia sin descartar puntualmente algún acercamiento a lo misterioso. Sería en 1972 cuando, partiendo de una novela del actor y escritor Tom Tryon, quien también se haría cargo del libreto, Mulligan decidió insistir desde una óptica más oscura, traspasando lo que Carlos Pérez Merinero llamaba «las fronteras de la inocencia».

El mismo título nos advierte del tema que aborda la película: El otro cuenta la historia de dos hermanos gemelos de caracteres muy contrastados (prodigiosa interpretación de los jovencitos Chris y Marty Udvarnoky, que despues de debutar aquí no volvieron a actuar nunca más). Uno de ellos es ingenuo y sociable, mientras que el otro es retorcido, solitario, y siempre enreda a los vecinos en juegos macabros que, accidentalmente o no, acaban con la muerte.


música, una puesta en escena sosegada, un aire poético


Gracias a la música de Jerry Golsmith y a una puesta en escena sosegada, Robert Mulligan consigue dar un aire poético a la película, incidiendo numerosas veces en simbolismos que aluden indistintamente a vida y muerte: las palpitaciones del vientre de una embarazada, vida que se está gestando; el pozo cerrado y lo que intuimos que oculta; un feto conservado en formol visto a escondidas en una barraca de feria; los cuentos que unos cuentan a otros sobre niños robados y sustituidos por seres monstruosos... Con todo, Mulligan prefiere lo insinuado antes que lo explícito, y trata el tema, la perversidad infantil, de forma madura, rehuyendo sensacionalismos.

Es cierto que El otro basa parte de su atractivo en un giro que se produce en el último tercio —a muchos fans de Shyamalan les podría gustar este precedente—, pero también es justo reconocer que Robert Mulligan juega con las cartas boca arriba y no busca tanto el golpe de efecto sorprendente como profundizar en las posibilidades del argumento.

Quizás esta película no llegó en el mejor momento posible. Entonces debutaba una nueva generación de especialistas en terror, jóvenes caníbales como George A. Romero, Tobe Hooper o Larry Cohen, que imponían a golpe de machete otra forma de hacer cine. Sin embargo, el tiempo ha demostrado que sus carreras resultaron irregulares, mientras que muchos títulos de Mulligan, entre ellos este, fermentan como el mejor vino.

David G. Panadero


Tit. Orig: The Other. EEUU, 1972. Director: Robert Mulligan. Guión: Tom Tryon. Música: Jerry Goldsmith. Fotografía: Robert Surtees. Intérpretes: Chris Udvarnoky, Martin Udvarnoky, Uta Hagen, Diana Muldaur

De los gritos de dolor del expresionismo a los más inquietos thrillers europeos sin olvidar los grandes clásicos de Hollywood, el equipo PRÓTESIS te trae el comentario crítico de cincuenta títulos escogidos. Este ensayo colectivo ha sido realizado por el Equipo PRÓTESIS para el número 8 de su publicación en papel, coordinado por David G. Panadero

No te pierdas el monográfico
Publicar un comentario en la entrada