La banda de la tenaza. Edward Abbey

Estos ecoterroristas...

Cuatro personajes, cuatro destinos se juntan en una lucha imposible, pero hermosa y heroica. Un médico harto de los anuncios de las carreteras, su amante, artista emigrada desde el Bronx, un ex militar, antiguo comando de fuerzas especiales, a quien fascinan los espacios abiertos, y al que molestan toda presencia humana, y un guía mormón, de vuelta de su grey y de la civilización, aúnan sus esfuerzos en combatir activamente contra las grandes obras públicas e industriales que afean y envenenan los grandes desiertos de Utah y Arizona. Con este espectacular, hermoso y terrible escenario inician una guerra nada cruenta pero sí efectiva, contra  aperos y material de construcción. Iremos viendo a lo largo del texto qué hay detrás de esta actividad ecoterrorista, llena de pasión por la belleza, la naturaleza y la necesidad de luchar contra un destino abrumador. Pero no se esperen un cuento naif sobre un grupo ecologista. La historia está llena de violencia y contradicciones, y más que un idealismo ecologista, nos encontramos con una desesperada rebelión de lo individual frente a lo impuesto por el grupo y la sociedad, resultando más un alegato por la desobediencia civil y la subversión, eso sí, llena de sorna y nada correcta( y si no fíjense en los comentarios sobre las tribus indias habitantes de la zona, que no resultan especialmente favorecidas). Una historia trepidante, que engancha desde el principio, llena de humor  y sensibilidad, magníficamente ilustrada con diez dibujos de Robert Crumb, en la que se nos pide como decía Walt Whitman: Resistid mucho. Obedeced poco. Un libro maravilloso.

Berenice, 2012

José María Sánchez Pardo
Publicar un comentario en la entrada