La sonrisa de marfil. Ross Macdonald


Una verdadera joya

El detective Lew Archer es contratado por una extraña mujer, para encontrar a una sirvienta acusada de robar unas joyas. Desde el principio queda claro que la cliente miente, y hay muchos detalles sin explicar, pero Archer inicia las pesquisas pensando que es un caso sin demasiadas complicaciones. Pero al ir adentrándose en el mismo, y con la aparición del cadáver brutalmente asesinado de la sirvienta, se da cuenta que esta historia tiene demasiados lados oscuros, y la presencia de otros detectives bastante crapulosos, le da idea de lo peligrosa y complicada de su situación. Novela en la que en todo momento tenemos una sensación angustiosa de incertidumbre, donde nunca sabemos en qué lugar nos hallamos, y todo esto con un ritmo trepidante, que no alocado, en la que las acciones se van sucediendo sin darnos respiro, y transmitiéndonos la inquietante sensación de vértigo que sufre el protagonista. Y todo esto en un escenario social y moral muy crudo, casi sórdido, pero no morboso, donde, como en otras de sus novelas, los papeles cambiados de los distintos personajes son fundamentales en la resolución de la trama, todo esto desemboca en una lectura absorbente que no deja posibilidad a otra cosa... Una joya de la novela negra de lectura imprescindible.

RBA, 2012

José María Sánchez Pardo 
Publicar un comentario en la entrada