El ángel oscuro. Unni Lindell


¿Un suicidio?

Una mujer aparece muerta, aparentemente por suicidio al arrojarse desde el balcón de su casa. Pero hay indicios extraños en la vida de la víctima, y además la investigación se complica al relacionarse con la violación y posterior asesinato de una joven en un camping de las cercanías. La investigación es llevada por dos policías bastante dispares, el inspector de policía Cato Isakesen y la agente Marian Dahle, de origen coreano, con una actitud y una personalidad que desquicia a menudo a su compañero. El desarrollo de la investigación les obliga a tener que dar orden a un confuso conjunto de datos, tanto presentes como pasados, lo que complica grandemente las pesquisas, y más cuando deben bregar con las rígidas burocracias noruega y sueca. Y por si fuera poco, la historia personal de la agente se ve puesta a prueba por las vicisitudes de un caso, que remueve demasiadas historias personales. El ritmo de la novela es estupendo, pues, pese a lo confuso que resulta la dilucidación de este caso, mantiene el interés en todo momento, siendo salpicado con un humor bastante negro, lo que da sabor al relato. Una estupenda novela.

Siruela, 2012

José María Sánchez Pardo
Publicar un comentario en la entrada