Bitácora del Poseidón. Herminia Luque Ortiz

Ya desde su bien escogido título, cuyas evidentes resonancias míticas y marinas adquirirán tintes sarcásticos e inquietantes, Herminia Luque Ortiz advierte al lector que le ofrece una novela de personaje con la que se ha planteado un difícil reto del que ha salido sobradamente airosa

Verdadera como sólo puede serlo
la buena literatura

El (muy) atractivo personaje elegido por la escritora es Maldonado, un profesor de instituto, cuya extraordinaria lucidez le produce una formidable misantropía y rechazo al mundo que le rodea. La novela, narrada mediante las reflexiones de Maldonado, desarrolla la evolución gradual e incierta del educador hacia (y hasta) encontrar un hueco en el mundo. 

a través de una prosa elaborada, asistimos a
 la evolución de Maldonado: del sarcasmo al cinismo

Herminia Luque sabe mucha literatura y, tengo para mí que, al escoger tanto el tema como la manera de contarlo, fue siempre consciente de que la única manera hacer funcionar la novela era crear a Maldonado, desapareciendo como autora y cediéndole la voz y la palabra. Bitácora del Poseidón transpira veracidad literaria: si un lector imaginario se encontrase el manuscrito, sin portada o crédito alguno, lo aceptaría no ya como una obra de ficción, sino como una autobiografía. 

Así, ese hipotético lector se enfrentaría a un texto narrado con una prosa elaborada, rica, algo arcaica y pedante (como el personaje), que revela, gradualmente, tanto el sarcasmo y vulnerabilidad del “primer” Maldonado que se aísla de la sociedad que le rodea, como el sutil cinismo con el que, progresivamente, se va tiñendo para acomodarse, adaptarse y (en última instancia) beneficiarse de ese entorno hostil

Y solo controlando con mano de hierro el texto -construyendo el personaje con minucia y atención, haciéndole creíble a través de sus hábitos, costumbres, manías, impresiones y razonamientos, evitando caer en la caricatura o en la farsa, que, inevitablemente, restarían la imprescindible credibilidad– se consigue una novela tan verosímil y real como Bitácora del Poseidón, tan cierta y verdadera como solo es, como solo puede serlo, la buena literatura. 

Paréntesis editorial, 2010
Luis de Luis
Publicar un comentario en la entrada